Groundfridge, la nevera subterránea y ecosostenible de Weltevree

Groundfridge, la nevera subterránea y ecosostenible de Weltevree

Share on FacebookEmail to someoneTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Alimentos frescos sin necesidad de electricidad

Groundfridge es una nevera subterránea que permite almacenar y mantener alimentos frescos sin necesidad de electricidad. El proyecto (que estará disponible a partir de la primavera de 2016) es fruto de las investigaciones del diseñador holandés Floris Schoonderbeek, del estudio Weltevree, y ha sido desarrollado en colaboración con la Wageningen University.

Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.

Dick van Hoff, Rogier Martens, la búsqueda de originalidad e innovación

Fundado en Arnhem (Holanda) por Dick van Hoff, Rogier Martens y por el propio Floris Schoonderbeek, el estudio Weltevree diseña, produce y comercializa sus propios productos. Movidos por la búsqueda de originalidad e innovación, sus proyectos procuran revolucionar la vida cotidiana de las personas, respondiendo a los deseos y a las necesidades de la sociedad contemporánea. Como en el caso de Groundfridge, muchos de sus diseños están destinados a todas aquellas personas que aspiran a la autosuficiencia, sin por ello renunciar a las comodidades de la modernidad.

Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.

Groundfridge y los antiguos sótanos y despensas

Para el diseño actual, cada vez más comprometido con el medioambiente y los desafíos sociales del presente, las costumbres y los conocimientos del pasado constituyen una rica fuente de inspiración. Sin duda, es éste el caso del proyecto de Floris Schoonderbeek, cuyo concepto nace de una investigación (llevada a cabo en colaboración con arquitectos y paisajistas) sobre los métodos tradicionales de almacenamiento de comida. La nevera Groundfridge, en efecto, actualiza la función y el concepto de los antiguos sótanos y despensas, a la vez que recupera el jardín como espacio dedicado al cultivo y a la conserva de alimentos.

Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.

Poliéster laminado y la Tierra como tapa aislante

Fabricado en poliéster laminado, el frigorífico de Weltevree está diseñado para ser colocado a un metro bajo tierra, donde, utilizando la Tierra como tapa aislante y aprovechando el enfriamiento natural de las aguas subterráneas, consigue mantener, sin necesidad de otras fuentes de energía, una temperatura interior de entre 10 ºC y 12 ºC (ideal para almacenar frutas y verduras, vinos o quesos). La estructura —cuya capacidad media es veinte veces superior a la de un frigorífico normal— no necesita ningún permiso de construcción particular y está disponible también en versión high-tech (con panel solar, leds y bomba de circulación de aire).

Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Groundfridge, Floris Schoonderbeek, Weltevree, 2015.
Share on FacebookEmail to someoneTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *