Vienna-Hector-Serrano-12-2.jpg

Héctor Serrano participa en el diseño de un souvenir para Viena

Situada en el corazón de Europa, por su amplia tradición y creatividad, Viena es visitada anualmente por millones de personas. Una gran mayoría decide llevarse un recuerdo material a la vuelta del viaje. ¿Pero qué forma debería tomar un souvenir de la capital austriaca para plasmar su carácter dinámico y creativo sin restarle importancia a su cara tradicional?


Pop-up Vienna, Hector Serrano, 2012.

La comisión turística de Viena lanza un proyecto titulado European Home Run, comisariado por Lilli Hollein y dirigido únicamente al mundo del diseño con el fin de definir la percepción internacional de la capital austriaca y presentar su faceta contemporánea con la creación de una collección de souvenir.

Viena-Pop-up Vienna, Hector Serrano, 2012.

La invitación a la competición estaba abierta a diseñadores industriales y de producto de seis ciudades europeas de distintos paises: Reino Unido, Francia, Alemania, Italia, España y Suiza. Finalmente un representante de cada nación ha presentado su respectiva propuesta del objeto tridimensional que captura el espíritu vienés. Estos diseños serán evaluados por un equipo de expertos que conforma el jurado comprendido por grandes nombres como Alice Rawsthorn, crítico de diseño de International Herald Tribune y Galit Gaon, director creativo del Museo de diseño de Holon. La identidad del proyecto ganador será anunciada el 24 de octubre de 2012.

Además, las seis propuestas serán expuestas en la tienda MAK Design, como parte de la Semana del diseño de Viena (Del 28 de septiembre al 7 de octubre de 2012).

Viena-Pop-up Vienna, Hector Serrano, 2012.

Proceso de montaje, Pop-up Vienna, Hector Serrano, 2012.

Héctor Serrano, como representante español, crea Pop-up Vienna, una colección de los puntos de referencia de Viena formados por finas hojas de latón con un acabado en plata. El souvenir lo encontramos empaquetado en plano; el proceso de montaje es sencillo y divertido, generando objetos con tan solo levantar los extremos. Esto consigue que además de un souvenir, se trate también de la experiencia única de construir tu propio Viena. El souvenir está producido mediante grabado al ácido, un proceso antiguo que sin embargo ha evolucionado a una moderna técnica de fabricación. Héctor Serrano se refiere a su diseño como “no sólo un souvenir, sino una experiencia que combina la herencia histórica de Viena con su lado más contemporáneo.”

 

Viena-Doily Postcard, Ionna Vautrin, 2012.

Desde Francia, Ionna Vautrin propone Doily Postcard, una reinterpretación de las postales tradicionales, personalizadas con el típico bordado y encaje local. Esta postal consta de dos elementos, un sobre como medio de escritura y una pieza disoluble bordada que está cosida a este. La colección de cinco postales presenta un souvenir siempre diferente –un anillo, una pulsera, un posavasos, un marcapáginas y un adorno navideño– dándoles a los turistas la oportunidad de compartir un recuerdo del viaje.

Viena-Doily Postcard, Ionna Vautrin, 2012.

Viena-Doily Postcard, Ionna Vautrin, 2012.

Viena-Doily Postcard, Ionna Vautrin, 2012.

Viena-Doily Postcard, Ionna Vautrin, 2012.

Viena-Doily Postcard, Ionna Vautrin, 2012.

Vienna-SPIN music box, Big Game, 2012.

La propuesta suiza Big Game se inspira en la música clásica, tan ligada a la cultura vienesa por sus famosos compositores como Beethoven, Mozart, Haydn o Schubert. La SPIN music box consiste en un souvenir que toca composiciones de los grandes maestros de la tradición musical vienesa.

Vienna-
SPIN music box, Big Game, 2012.

Big Game, 2012.SPIN music box, Big Game, 2012.

Vienna-Ding 3000, 2012.

La participación alemana del estudio Ding 3000 se materializa en el regalo más clásico, y al mismo tiempo el más fresco, un ramo de flores convertido en una postal con materiales que recuerdan al metal con tres acabados distintos. ¡Un ramo que nunca marchita!

Vienna-Ding 3000, 2012.

Vienna-Ding 3000, 2012.

Vienna-
Ding 3000, 2012.

Vienna-Ding 3000, 2012.

Vienna-
Studio Forma Fantasma, 2012.

Con el fin de dotar de un carácter propio al souvenir, además de representar la ciudad austriaca, el estudio italiano Forma Fantasma apuesta por uno de los pasatiempos favoritos de sus habitantes, jugar a las cartas. La baraja alude en su totalidad a símbolos y referencias históricas vienesas. De este modo por ejemplo dedica el conjunto de corazones a Adolf Loos.

Vienna-
Studio Forma Fantasma, 2012.

Vienna-
Studio Forma Fantasma, 2012.

Vienna-Studio Forma Fantasma, 2012.

Vienna-Studio Forma Fantasma, 2012.

Vienna-Studio Forma Fantasma, 2012.

Vienna-Confluence of ideas, Pearson Lloyd, 2012.

Finalmente, Confluence of ideas de Pearson Lloyd es un producto que evoca y comparte el espíritu y la memoria de sentarse en uno de los fabulosos cafés de Viena. Se trata de una simple reinterpretación del clásico juego de café que se ha empleado durante generaciones en toda la ciudad.

Vienna-Confluence of ideas, Pearson Lloyd, 2012.

Vienna-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.