The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense

La bicicleta eléctrica retro de Tempus Electric Bikes

La evolución de las baterías eléctricas, las exigencias del mercado, el compromiso medioambiental de la sociedad, entre otras muchas variables, han ido empujando a diseñadores de todo el mundo a introducirse de lleno en el territorio de las e-bikes, un medio de transporte que hasta no hace mucho tiempo se reducía a un par de experiencia aisladas de una viabilidad incierta y una calidad dudosa. En los últimos años, proyectos disruptores y más realistas, como la «urbanita» Gi FlyBike, la robusta Atom X; hasta apuestas más excéntricas como la Pocket Rocket o la X1 Explorer, han terminado por sentar las bases de una linea de negocio que parece no tener techo.

Aunque The Titan, el vehículo del que hablaremos en esta ocasión, no es el primer o el único intento de bicicleta eléctrica vintage (vease Tracker), es verdad que ha conseguido, por sus logradas lineas, prestaciones y mensaje, hacerse un hueco en los corazones verdes de potenciales usuarios en todo el mundo.
Esteticamente a medio camino entre las Montesa de los años 60 y las Indian de principios del siglo XX, la e-bike de Ikenna Ofoha, exestudiante ingeniería de la Universidad de Ryerson de Toronto y socio fundador de Tempus Electric Bikes, es mucho más que una «cara bonita».

El modelo R está equipado con un motor de 1000 vatios que le permite alcanzar los 45 kilómetros por hora. Su autonomía péndula entre las cuatro y cinco horas, gracias a una batería de ion de litio. Su estructura está producida en aluminio 6061, un material más conocido como aluminio aeroespacial. Cuenta además con una pantalla LCD para informar de la velocidad, hora y estado de la batería. Si bien los detalles estéticos como el falso tanque de gasolina y los apliques de cuero, son sus mayores aciertos, son también sus puntos más flojos. El primero porque además de la apariencia no ofrece nada más al usuario. Y el segundo, porque el uso de materiales de origen animal contradice el propio modelo de negocio.

El modelo C, la segunda y última opción de esta joven compañía fundada Ikenna Ofoha y Xavier Chan, mantiene las características generales por un precio menor (300 euros menos que los 2.500 que cuesta el modelo R), aunque ofrece menos potencia y autonomía.

The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense
The Titan, la e-bike vintage de Ikenna Ofoha. Buen diseño canadiense

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.